miércoles, 20 de febrero de 2013

El Génesis y los Patriarcas (VII): Canán


Canán

Hijo de Cam y nieto de Noé. Se le supone el padre de los cananeos. Fue maldecido por Noé a causa del episodio siguiente:

Noé maldice a Canán
(Gn. 9, 27) “Fueron los hijos de Noé, salidos del arca, Sem, Cam y Jafet; Cam era padre de Canaán. Estos tres eran los hijos de Noé, y de ellos se pobló toda la tierra. Noé, agricultor, comenzó a plantar una viña. Bebió de su vino, y se embriagó, y se desnudó en medio de su tienda. Vio Cam, el padre de Canaán, la desnudez de su padre, y fue a decírselo a sus hermanos, que estaban fuera; y, tomando Sem y Jafet el manto, se lo pusieron sobre los hombros, y yendo de espaldas, vuelto el rostro, cubrieron, sin verla, la desnudez de su padre. Despierto Noé de su embriaguez, supo lo que había hecho el más pequeño de sus hijos, y dijo: Maldito Canaán; siervo de los siervos de sus hermanos será Y añadió: Bendito Yahvé, Dios de Sem, y sea Canaán siervo suyo. Dilate Dios a Jafet, y habite éste en las tiendas de Sem, y sea Canaán su siervo.”

La maldición, según algunos traductores, se cumple cuando Israel (de origen Semítico) somete a los Cananeos. Posteriormente, el propio Israel, incluyendo a los descendientes de los cananeos supervivientes, llegan a ser siervos de pueblos que nacieron de Jafet, cumpliendo así la profecía de Noé. Junto con eso, su piel se tornó más oscura. Con todo el episodio queda oscuro, en la Biblia de Nácar – Colunga una nota a pie de página nos informa que la maldición es a Canán y no a Cam por ser el primero el causante de la vergüenza de Noé, por que dice el texto (Gn. 9, 24) supo lo que había hecho el mas pequeño de sus hijos” no refiriéndose a los tres suyos, sino a los hijos de Cam. Algunos sabios del Talmud piensan que no solo se río de él, también abuso de él, de ahí que lo maldiga.